El Instituto Español de Oceanografía pone en marcha el proyecto IMPALHA

Lunes, 13 Junio 2022

 

El Instituto Español de Oceanografía (IEO-CSIC) ha comenzado la puesta en marcha del proyecto IMPALHA, que se realiza en colaboración con la Fundación Biodiversidad, del Ministerio para la Transición Ecológica y el Reto Demográfico, a través del Programa Pleamar, cofinanciado por el FEMP. El principal objetivo es el diagnóstico del impacto de la pesca con palangre de fondo en los hábitats profundos de dos áreas marinas incluida en la Red Natura 2000, el sistema de cañones de Avilés y Cap Bretón.

 

Con IMPALHA se pretende contribuir al conocimiento de las interacciones entre las artes de pesca y los hábitats bentónicos (aquellos asociados al fondo marino), que son especialmente sensibles a los impactos.

 

El desarrollo del proyecto se realizará en dos fases. En la primera se caracterizarán las pesquerías de palangre de fondo y su interacción con los hábitats bentónicos en el sistema de cañones submarinos de Avilés y en Cap Bretón. En la segunda, se diseñará una campaña experimental que consistirá en analizar el estado ambiental de un área concreta antes y después de ser impactada con un palangre de fondo en condiciones controladas, un experimento que se hará en colaboración con el sector pesquero.

 

“Los resultados de este proyecto serán esenciales para los futuros planes de gestión participativos de las áreas marinas protegidas de la Red Natura 2000 en aguas españolas”, explica Antonio Punzón, investigador del Centro Oceanográfico de Santander del IEO y responsable de IMPALHA. “Además, sus resultados tendrán relevancia internacional, ya que podrán ser utilizados para la cuantificación del área adversamente afectada por este aparejo de pesca en los hábitats de fondo en cualquier región”, añade Punzón.

 

Tecnología y divulgación, dos aspectos clave de IMPALHA

En los últimos años, el desarrollo de nuevas tecnologías y metodologías de seguimiento y análisis de la calidad de los hábitats y de la actividad pesquera ha permitido ganar precisión en la evaluación de la sensibilidad a los impactos humanos sobre el medio. Esto ha impulsado numerosos estudios sobre el impacto de la pesca en los hábitats bentónicos objeto de protección a través de las Directivas Europeas de Hábitats y de las Estrategias Marinas, como es el caso de IMPALHA. “La mejora sustancial en el diseño de estas herramientas está permitiendo maximizar la protección de los hábitats y alcanzar los objetivos ambientales y de sostenibilidad, minimizando el impacto sobre las actividades económicas y sociales”, explica Punzón.

 

Otro de los aspectos más relevantes del proyecto será la divulgación. Está prevista la creación de material audiovisual con el objeto de dar a conocer las metodologías y conceptos utilizados en la gestión de las actividades humanas en los hábitats bentónicos, así como actividades interactivas de proximidad con el sector pesquero. También se realizarán otras actividades como la realización de entrevistas con pescadores y un taller participativo al final del proyecto que propicie el intercambio de conocimientos y experiencia entre gestión, pesca y ciencia.